¿Quién se queda con la llave de los sensibles?

¿Quién se queda con la llave de los sensibles?

Por: Ana Paola Montaño Nieto
Socio de Comercio Exterior y Aduanas

¿Qué tienen en común el azúcar, el aluminio, el tabaco, los desperdicios minerales, los textiles, los neumáticos y el fierro y el acero? Todos pertenecen al grupo de productos catalogados como “sensibles”, contenidos en el Anexo II del Decreto IMMEX, Anexo 28 de las Reglas Generales de Comercio Exterior, y Anexo 3.3.2 del Acuerdo que modifica al diverso por el que la Secretaría de Economía emite reglas y criterios de carácter general en materia de Comercio Exterior. Se les llama de esta manera porque su importación está controlada, pues se considera que pudieran ser desviadas a otra finalidad distinta a la autorizada.

Anteriormente era muy sencillo para las maquiladoras poder importar las referidas mercancías con una Ampliación del Programa IMMEX de vigencia indefinida. Las certificadas, hasta podían importarlas con crédito de IVA e IEPS siempre y cuando marcaran una casilla en su solicitud.

Esto se ha vuelto más complejo desde hace unos años, independientemente del régimen por el cual se esté realizando la importación. En su momento CANACERO argumentó que la desregulación de estas mercancías dio lugar a una competencia desleal para la industria nacional. Por ello, Economía junto con el SAT promovieron la implementación del Aviso Automático de Importación a productos siderúrgicos. Este control serviría para monitorear el mal uso de fracciones arancelarias para evitar cuotas compensatorias al acero, así como un incremento significativo en importaciones provenientes de algún país en específico.

Hoy, si importo temporalmente tengo que solicitar: ante Secretaría de Economía una Ampliación de Programa IMMEX a Sensible y una Ampliación Subsecuente cada 4 meses. Adicionalmente, tengo un límite de cantidades máximas a importar establecido en la regla 3.3.5 del Acuerdo. Si soy certificada y quiero aplicarles mi crédito de IVA e IEPS, tengo que pedir al SAT la Autorización de Aviso Anexo II y 28. Por otra parte, si mi importación va a ser definitiva, entonces debo presentar los Avisos Automáticos para Productos Siderúrgicos, que han resultado ser un verdadero dolor de cabeza debido al requisito más importante, el Certificado de Molino.

Sumado a todo esto, existen dos propuestas pendientes de ser publicadas: la primera indica que los Avisos Automáticos ante la SE ya no serán únicamente para importaciones definitivas, también se requerirán para las temporales, depósitos fiscales, recinto fiscalizado y recinto fiscalizado estratégico; la segunda es un esquema de garantías para que aun cuando cuentes con todos los requisitos antes mencionados, debas tener una fianza para el interés fiscal de tus importaciones temporales sensibles. A nivel nacional ya se ha solicitado la reconsideración de estas propuestas por ser perjudiciales para la industria maquiladora. Recordemos que afectar a esta última es como dispararnos en el pie, pues los cambios, las restricciones y la lentitud en los tiempos de respuesta los resiente el contribuyente y la economía de todo el país.

Estamos en un punto donde no está claro hacia dónde vamos, pues las recientes medidas de “austeridad”, han pintado un panorama de incertidumbre. Existen rumores de que el SAT se va a SE, ha salido personal clave por parte del SAT a nivel central y, el último día de mayo, le tocó también a Secretaría de Economía, pues de todas las oficinas federales quedaron solamente siete. ¿Quién se va a quedar entonces con la llave de tantos candados?

Esta columna de opinión fue realizada para Siglo 21 Periódico Industrial



Leave a Reply