Sin reglas generales de comercio exterior

Sin reglas generales de comercio exterior, no tenemos cómo jugar

Por: Jorge Ricardo Dahdah Cuevas
Socio de Comercio Exterior y Aduanas

¿Alguna vez han jugado Monopoly? De ser así, seguramente han tenido que leer el instructivo para aclarar una o más disputas sobre la validez de los movimientos; menciono esto para recalcar la importancia de tener reglas bien definidas. Este año la Secretaría de Hacienda y Crédito Público a través de la Secretaría de Administración Tributaria no ha publicado las reglas del juego 2019, pues las Reglas Generales de Comercio Exterior (RGCE) están vencidas, considerando que se publicaron el 18 de diciembre del 2017 con vigencia al 31 de diciembre 2018.

Pero, como buenos aduaneros, tenemos que adaptarnos a las condiciones para poder seguir jugando, así que nos toca estudiar la publicación del pasado 30 de marzo de 2019, la QUINTA Resolución de Modificaciones a las RGCE 2018, en donde modifican 9 reglas, agregan 2 y derogan 1 y, aunque no parezcan muchos cambios, son bastante importantes.

Dentro de las adiciones está el acrónimo “FGR” para hacer referencia a la Fiscalía General de la República y se les incluye como dependencia exenta de inscribirse en el padrón de importadores de sectores específicos conforme a la regla 1.3.1.  Por otra parte, para los agentes aduanales se definieron las fechas límites para el procedimiento de otorgamiento de patente mediante sustitución. También se agregan dos causales de suspensión para efectos de operaciones de comercio exterior, una relacionada con sectores específicos y la otra para quienes no extraigan mercancías del depósito fiscal en los respectivos 24 meses que tienen.

Dentro de las buenas noticias para las empresas con Programa IMMEX está la prórroga hasta el primero de julio del año en curso de la entrada en vigor del artículo 81 de la Reglamento de la Ley Aduanera. Por otra parte, quienes desean importar de manera temporal a través de pedimentos consolidados deberán demostrar cumplimiento de Anexo 24 y operaciones bajo su programa maquila por lo menos los últimos 12 meses; en caso de no cumplir con alguna de éstas, deberán tener opinión positiva y encontrarse en el Registro en el Esquema de Certificación de Empresas o tener por lo menos 100 empleados registrados ante el IMSS.

Pero el tema que más polémica ha causado y que parece evidenciar que la Autoridad desconoce la carga administrativa que generará, es que para importar temporalmente mercancías consideradas como sensibles las empresas deberán garantizar el pago de las contribuciones, por lo que será de suma importancia tener un control muy estricto sobre las operaciones de comercio exterior correspondientes.

Este último año las autoridades se han encargado de hacer mucho más complejo que una empresa, aun invirtiéndole recursos, pueda garantizar un 100% de cumplimiento aduanero y fiscal. Hay que entender que las maquiladoras son un motor muy grande en cuanto a generación de empleo en México y, lo menos que puede hacerse, es que se publiquen reglas del juego claras y acorde a las necesidades de la industria, que vayan enfocadas a soluciones, no a generar más disputas.

Esta columna de opinión fue realizada para Siglo 21 Periódico Industrial



Leave a Reply